Publicado el viernes 08 de febrero del 2013

Alistan en NY más de mil 700 palas mecánicas para remover nieve

Notimex

NUEVA YORK — El gobierno de la ciudad de Nueva York anunció hoy que ha preparado mil 700 palas mecánicas y 65 removedoras de nieve, así como 45 vehículos que esparcen sal en el asfalto, ante lo que se espera sea la mayor tormenta de este invierno.

"Esta mañana, visité a los equipos del Departamento de Limpieza que están removiendo la nieve. La tormenta de invierno está ciertamente en la mente de todos, y puedo decirles que había muchas palas removedoras ya colocadas frente en los camiones", declaró el alcalde Michael Bloomberg.

En rueda de prensa, Bloomberg dijo que los trabajadores de este departamento comenzaron desde la noche del jueves a trabajar turnos de 12 horas, y que esta dependencia ha hecho arreglos con empresas privadas para contratar 100 equipos adicionales para remover nieve, en caso necesario.

De acuerdo con los últimos pronósticos, la ciudad podría recibir entre 25 y 35 centímetros de nieve, y lo peor de la nevada podría comenzar entre las 3 y 5 p.m. horas locales y finalizar la madrugada del sábado.

Sin embargo, Bloomberg advirtió que la tormenta podría ser de mucho menor intensidad a lo pronosticado, ya que se mueve con mucha velocidad y podría cambiar de dirección, aunque declaró que es mejor estar preparado.

Por ello, insistió en su recomendación de permanecer en casa y de manejar sólo en caso de extrema urgencia. Asimismo, pidió a los empleadores privados dejar a sus trabajadores salir temprano de sus labores para evitar que hubiera gente en la calle.

Mientras tanto, las aerolíneas y aeropuertos de la zona noreste de Estados Unidos han tomado igualmente sus precauciones. Hasta el momento, de acuerdo con el sitio de internet FlightAware, se han cancelado más de cuatro mil vuelos entre este viernes y mañana sábado.

Los aeropuertos más afectados son los ubicados en Nueva York y Nueva Jersey, además de las estaciones aeroportuarias de Chicago y Boston.

Por su parte, Naciones Unidas anunció este viernes que dejará que los trabajadores de su edificio sede, en Nueva York, salgan después del mediodía con el fin de que eviten quedar atrapados en la tormenta.