Publicado el viernes 08 de febrero del 2013

Obtienen la prueba más fuerte de que asteroide extinguió a dinosaurios

Notimex

DALLAS — Un equipo de geólogos estadounidenses y holandeses afirmó estar muy cerca de comprobar que un gigantesco asteroide o cometa que cayó hace 66 millones de años en la Península de Yucatán en México, provocó la extinción de los dinosaurios.

Aunque desde hace tiempo se cree que el impacto de un asteroide causó dicha desaparición, así como de otras especies de animales y plantas, hasta ahora se mantenían dudas sobre el momento en que ocurrió el suceso en relación con el tiempo en que se extinguieron estos animales.

Sin embargo, de acuerdo con una investigación publicada este jueves en la revista científica estadounidense Science, el equipo de nueve geólogos utilizó las técnicas más actualizadas para precisar la fecha del impacto del meteoro.

Usando una técnica de alta resolución que mide las proporciones de isótopos de argón dos, los investigadores analizaron 14 muestras de material que habían sido arrojadas desde el lugar del impacto, justo al norte de la Península de Yucatán.

El análisis de las muestras permitió determinar que el impacto que creo el cráter Chicxulub en la Península de Yucatán ocurrió hace unos 66 millones 38 mil años.

Luego, muestras de argón en cenizas volcánicas descubiertas en Montana, Estados Unidos, sugieren que las extinciones masivas se produjeron alrededor de hace 66 millones 43 mil años.

Tomando en cuenta los errores estadísticos en los dos análisis, el impacto y la mortandad de los dinosaurios pudo haber ocurrido al mismo tiempo, o pueden haber ocurrido no más de 32 mil de diferencia, publicó el equipo en la edición de Science.

"Hemos demostrado que estos eventos están sincronizados" en un espacio de tiempo tan diminuto como el de "la ceja de un mosquito", escribió Paul Renne, del Centro de Geocronología de la Universidad de Berkeley en California, y uno de los nueve científicos que participaron en la investigación.

"El impacto fue claramente la gota final que llevó a la Tierra más allá del punto de inflexión", explicó.

Renne señaló que hubo también otros factores, incluida la dramática variación del clima en los últimos millones de años, lo que probablemente llevó a muchas especies al borde de la extinción.

Sin embargo, "el impacto fue el golpe de gracia", aseguró.

La teoría de que la extinción de los dinosaurios fue provocada por el impacto de un asteroide, fue perfilada por primera vez en 1980 por Luis Álvarez, un extinto profesor de la Universidad de Berkeley, quien trabajó auxiliado por su hijo Walter.

De acuerdo con la teoría, el impacto creó el cráter llamado Chicxulub, que tiene un diámetro de 177 kilómetros frente a las costas de la Península de Yucatán en México.