Publicado el miércoles 06 de febrero del 2013

Pendiente prensa española a investigaciones sobre ataque a turistas

Notimex

MADRID — Representantes diplomáticos y consulares asisten a las ciudadanas españolas que fueron víctimas de violación en el balneario mexicano de Acapulco, mientras las autoridades y los medios de comunicación del país ibérico esperan los resultados de las investigaciones, reportó la prensa local.

Los medios de comunicación en España esperan resultados de las investigaciones de los hechos ocurridos el lunes pasado en Acapulco, lugar sobre el que el gobierno español recomendaba extremar precauciones, al menos desde diciembre pasado.

Los principales medios de comunicación publicaron en sus ediciones electrónicas las declaraciones de la procuradora de Justicia de Guerrero, Martha Elva Garzón, en las que asegura que hay "indicios firmes par dar con los responsables".

El Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación no ha modificado sus recomendaciones de viaje a México.

"En Acapulco, la delincuencia organizada ha protagonizado incidentes violentos si bien hasta ahora no han afectado a turistas extranjeros o a lugares frecuentados por los anteriores. En todo caso, se recomienda extremar la prudencia", refirió el texto del ministerio.

La prensa sigue de cerca el caso. El diario El País destacó que las autoridades mexicanas investigan lo ocurrido, aunque de momento no hay ningún detenido.

El periódico recalcó que las víctimas, junto con otros seis amigos españoles y una ciudadana mexicana son residentes en la Ciudad de México, y ninguna ha querido hacer declaraciones sobre la pesadilla que vivieron mientras dormían en unos bungalows de playa.

El diario El Mundo acompañó su información con otra nota en la que explica la violencia que sufren las mujeres en México, y que las autoridades de Guerrero saben que el crimen no puede quedar impune, porque "la comunidad internacional observa de cerca".

El ABC en un artículo titulado "Acapulco, ciudad sin Ley", expuso que el gobierno mexicano envió a Acapulco al Ejército, a la Marina y a la Policía Federal.