Publicado el lunes 28 de enero del 2013

Esperan senadores votación a mediados de año sobre reforma migratoria

Notimex

WASHINGTON — Senadores estadounidenses indicaron hoy que esperan para mediados de año una votación sobre un proyecto de ley de reforma migratoria integral bipartidista que ofrezca un camino a la ciudadanía a unos 11 millones de indocumentados en Estados Unidos.

"Todavía tenemos un largo camino, pero este anteproyecto bipartidista es un avance importante", dijo en una rueda de prensa el senador demócrata Charles Schumer.

Manifestó que espera que los principios de la iniciativa presentada este lunes se incluyan en un proyecto de ley, y que el presidente del Comité Judicial del Senado, Patrick Leahy, permita una votación para su aprobación "a fines de primavera o el verano", puntualizó.

"Por primera vez, existe más riesgo político en oponerse a la reforma migratoria" que en promoverla, indicó.

La propuesta, presentada por ocho senadores republicanos y demócratas, enfrentará obstáculos en la Cámara de Representantes, donde los republicanos son mayoría, prevén analistas.

El grupo lo integran los demócratas Robert Menéndez (Nueva Jersey), Richard Durbin (Illinois), Michael Bennet (Colorado) y Schumer, en tanto que los republicanos son John McCain (Arizona), Marco Rubio (Florida), Jeff Flake (Arizona) y Lindsay Graham (Carolina del Sur).

El plan descansa en cuatro pilares, incluido un camino hacia la regularización de los 11 millones de indocumentados que se estima viven en el país, condicionado a reforzar la seguridad fronteriza.

Asimismo, propone un sistema efectivo de verificación de empleo, el establecimiento de un programa de trabajadores temporales y la facilitación de la migración de talento que contribuya al fortalecimiento de la economía.

El senador McCain, ex candidato presidencial republicano, sostuvo que una de las razones del esperado apoyo de su partido a una propuesta migratoria son las elecciones, en las que el votante hispano apoyó en 71 por ciento la reelección del presidente demócrata Barack Obama.

"El Partido Republicano está perdiendo el apoyo de los ciudadanos hispanos. Nos damos cuenta que hay muchos asuntos en los que consideramos que estamos de acuerdo con nuestros ciudadanos hispanos, pero este es un asunto preeminente en esos ciudadanos", reconoció.

El anuncio del acuerdo inicial en el Senado se produce la víspera del discurso que Obama pronunciará este martes en Las Vegas, donde anunciará un esfuerzo redoblado de su administración en apoyo a este esfuerzo.

"Este es un enorme acuerdo. Le damos la bienvenida a la acción y el progreso y no existe razón para retrasar más el avance hacia esto", dijo en su habitual conferencia de prensa el vocero de la Casa Blanca Jay Carney.