Publicado el viernes 25 de enero del 2013

Planean registro y educación de nuevos votantes

Esfuerzo de activistas locales respaldado por Southwest Voter Registration Education Project

Especial La Estrella Digital

DALLAS — Durante un evento no partidista más de 20 líderes y activistas comunitarios se reunieron en la biblioteca de Oak Cliff para crear estrategias que resulten en por lo menos 10,000 nuevos votantes registrados antes del fin del año en el condado de Dallas.

Durante la reunión se sugirieron lemas para la cruzada que incluyen entre otros: “Basta de Juegos y Vota” y “Votar es Poder Económico”.

Entre las estrategias se encuentran el uso de redes sociales, asistir a eventos deportivos, conciertos, escuelas e iglesias para registrar a quienes califiquen además de ir de puerta en puerta.

La reunión fue coordinada por Choco Meza, una activista comunitaria voluntaria y representante de la recién creada organización Dallas Voter Registration Project, la cual es auspiciada por el Southwest Voter Registration Education Project (SVREP).

Meza afirmó que además de registrar a nuevos votantes también se hará énfasis en la educación política de éstos.

“Registrar a alguien sin educarlo sobre cómo votar es como darle a alguien una licencia de conducir sin enseñarlo a manejar”, dijo Meza.

La campaña toma vuelo después de que por primera vez en la historia del país, el número de votantes hispanos que acudieron a las urnas durante las elecciones presidenciales del año pasado, sobrepasó el 10 por ciento del electorado general nacional, según informó Robert Medrano, uno de los presentes en la reunión.

Meza señaló que se tratará de registrar a latinos que obtuvieron su ciudadanía antes de 1990.

Explicó que antes de ese año el servicio de inmigración no registraba a nuevos ciudadanos durante la ceremonia de ciudadanía, tal como se practica en el presente.

“Hay muchos ciudadanos que no se han registrado para votar porque nadie les dijo que podían hacerlo como parte de los derechos que tienen como nuevos ciudadanos”, informó Meza.

Según Meza, los ciudadanos deben de razonar que el voto no es sólo responsabilidad hacia la nación sino una obligación personal.

“Al votar eliges a quien te va a representar y a quien va a tomar decisiones por ti y que te van a afectar tu salud, educación y sobre todo tu dinero”, dijo Meza.

Meza aclaró la creencia errónea que las autoridades eligen a los votantes para servir como miembros del jurado por medio de la tarjeta de elector.

“Seleccionan al jurado por medio de la licencia de manejar. La tarjeta de elector no tiene nada que ver con ser seleccionado para servir en un jurado”, enfatizó.

Elizabeth Walley, presente en la reunión, sospecha que debe existir un defecto en el sistema para registrar votantes del Texas Department of Public Safety, (DPS).

Aunque la legislatura de Texas otorgó esta obligación al DPS en 1993, como lo establece el acta federal conocida en inglés como la National Voter Registration Act, el Congreso estatal no otorgó fondos para hacer cumplir con este mandato.

Walley asegura que con frecuencia escucha quejas de ciudadanos que aunque se registraron en el DPS, su tarjeta de elector nunca les llega y el papeleo nunca aparece durante la hora de votar.

Es uno de los temas que los participantes decidieron investigar para aumentar el número de votantes en la región.