Publicado el jueves 20 de deciembre del 2012

Continúa Nicaragua con expediente abierto en caso Televisa

Notimex

MANAGUA — Nicaragua continúa con un expediente "abierto" sobre las investigaciones solicitadas a la Procuraduría General de México por presunta falsificación de emblemas, sellos y firma de un ejecutivo de Televisa, anunció hoy una fuente oficial.

Televisa denunció ante el Ministerio Público de Nicaragua por supuesto agravio por el uso de sus símbolos y emblemas en seis camionetas tipo vans, documentación, credenciales de identificación y uniformes que utilizaba la banda delictiva detenida el 20 de agosto pasado.

La fiscal adjunta Ana Julia Guido consideró que un eventual proceso judicial derivado de los resultados de las indagaciones de la supuesta falsificación de documentos sería realizado en México, donde se habría cometido el ilícito.

También serían analizadas las llamadas telefónicas que efectuó la cabecilla del grupo, Raquel Alatorre Correa, antes de ser detenida en el cruce fronterizo de Las Manos a "Claudio X. González", supuesto "funcionario de Televisa". Sin embargo, a las autoridades nicaragüenses "no nos consta", agregó.

El supuesto número telefónico del vicepresidente de Información Nacional de Televisa, Amador Narcia, lo "pudimos identificar porque está en su agenda" de Alatorre Correa, y habría marcado en varias oportunidades, expresó.

La cabecilla de la banda realizó 106 llamadas a México y era la única que tenía comunicación directa con el presunto número del ejecutivo de Televisa, según las pesquisas policiales.

Amador Narcia y Televisa han descartado tener alguna relación con los procesados y también han negado la autenticidad de los documentos y la propiedad de los automotores registrados de forma irregular.

La indagación determinará "si corresponde la firma de Amador Narcia" en los documentos en poder de 18 mexicanos declarados culpables por narcotráfico en Nicaragua, dijo este jueves la fiscal adjunta a Notimex.

"La investigación está abierta" a un peritaje de grafología, a fin de "determinar si la firma corresponde o no corresponde a esta persona", declaró.

"El caso concluyó ayer (miércoles) en contra de los mexicanos que delinquieron en Nicaragua" con un veredicto de culpabilidad en contra de los 18 procesados por crimen organizado, tráfico internacional de drogas y lavado de dinero.

La sentencia será leída por el juez Édgar Altamirano el 18 de enero próximo. La Fiscalía pidió 36 años de prisión para los cabecillas Raquel Alatorre Correa y Juan Torres Torres, y 34 años para cada uno de los otros 16 integrantes del grupo delictivo.

Nicaragua ha establecido la pena máxima de 30 años cárcel. Ana Julia Guido dijo que el proceso de extradición "es muy prematuro" porque deberán agotar todas las vías legales y dictar una sentencia firme para iniciar esta etapa.

En el marco de un tratado bilateral, cabe "la posibilidad de extradición (pero) falta mucho" por los procesos de apelación y casación, antes de emitir una sentencia firme.

Los mexicanos han expresado públicamente, en breves declaraciones la semana pasada, su interés de ser extraditados y cumplir su sentencia en su país para estar cerca de sus familias.