Publicado el jueves 06 de deciembre del 2012

Buscan dar al voto hispano peso económico para ampliar influencia

Notimex

WASHINGTON — Un nuevo movimiento busca darle fuerza económica al cada vez más determinante voto hispano e influenciar así como nunca antes la política estadunidenses, reveló hoy el diario The Washington Post.

La primera parte de este experimento político fue lograda con éxito durante la pasada elección en la que donantes hispanos aportaron 30 millones de dólares a la campana de reelección del presidente Barack Obama.

El siguiente paso podría ser el establecimiento de una organización de análisis modelada sobre el liberal Center for American Progress, semillero de muchos de los nuevos funcionarios en la primer administración Obama.

La actriz Eva Longoria, uno de los rostros más conocidos detrás de este empuje, dijo al rotativo capitalino que si bien el tema migratorio será parte de la agenda a promover, ésta es mucho más que ello.

"Entiendo que tan importante es la migración porque choca contra todo; toca la economía y empleos, y toca la brecha entre la educación y los logros, pero es sólo una parte de nuestras grandes preocupaciones", indicó.

Longoria, junto con el abogado Andrés W. López y el empresario Henry Muñoz III, fundaron la organización Futuro Fund con el propósito exclusivo de recabar fondos a la campaña de Obama, la primera vez en que algo así fue intentado.

"La política tiene su moneda. Tiene votos y dinero. Nuestra comunidad ha sido conocida por votos y ahora tiene que ser conocida por su dinero", dijo Muñoz.

Aunque la cifra recaudada palidece con las donaciones de otros grupos, ésta a su vez es reflejo del bajo nivel de ingresos entre los hispanos en comparación con otros grupos de la población y uno de los más afectados por la actual crisis.

Jim Messina, gerente de campaña de Obama, dijo que históricamente los hispanos no han sido fuente de donaciones políticas, y recordó cómo Longoria, Muñoz y López viajaron a Chicago, donde estaban los cuarteles generales y propusieron cambiar está noción.

López dijo que la tarea no resultó difícil. "Lo que encontramos es que nunca antes (a los hispanos) les habían pedido que donaran", dijo.

Ralph Patino, un abogado de Miami que junto con su esposa aportó más de 70 mil dólares a la campaña de Obama y quien la noche de la elección organizó una fiesta para 700 simpatizantes, dijo que la inclusión de los latinos como fuente de donaciones políticas ha llegado en un momento apropiado.

"Tenemos el poder del bolsillo. Tenemos el poder del voto y queremos que se nos tome en cuenta, eso fue perfecto", apuntó.