Publicado el jueves 06 de deciembre del 2012

Mayoría en EU apoya la legalización del consumo de mariguana

Agencia Reforma

NUEVA YORK — El 51 por ciento de los estadounidenses está de acuerdo en que se legalice el consumo de mariguana para uso recreativo, según una encuesta difundida ayer por la Universidad de Quinnipiac. El 44 por ciento lo rechaza.

"Al ser legal el uso de la mariguana con fines medicinales en alrededor de 20 estados, y al votar Washington y Colorado en noviembre la legalización de la droga para uso recreativo, los votantes estadounidenses parecen tener una opinión más favorable respecto a la que una vez fue una temida droga", dijo el encuestador, Peter Brown.

Arranca consumo legal

Washington se convirtió a las 12:01 a.m. horas locales de hoy en el primer estado de la Unión Americana en permitir la posesión de mariguana para uso recreativo.

Este hecho se trata de un giro histórico que ha alimentado el debate en Estados Unidos acerca de cuál es el mejor camino para combatir las drogas, y que ha dejado al descubierto los desafíos que enfrenta la legalización.

En la última elección presidencial, Washington y Colorado se convirtieron en los dos primeros estados en avanzar hacia la regulación del consumo de cannabis, al legalizar a través de sendos referendos (la Iniciativa 502 y la Enmienda 64, respectivamente) su posesión para uso recreativo. Ambas entidades ya permitían el uso de la sustancia para uso medicinal.

Pero si bien la decisión es un punto de quiebre en el tratamiento de las drogas en Estados Unidos, la implementación de los nuevos esquemas tardará en entrar en vigor en la práctica, y podría incluso desatar una batalla legal entre ambos estados y el gobierno federal.

"Estamos tratando de sustituir un sistema legal, con licencia, por lo que es casi un sistema totalmente ilegal. Eso va a llevar tiempo", dijo ayer el Fiscal de Seattle, Pete Holmes.

La Iniciativa 502 legaliza la posesión de mariguana para personas mayores de 21 años. Pero también establece que para adquirir la droga hay que recurrir a dispensarios autorizadas a través de una licencia. El cultivo y la venta continúa siendo ilegal.

La Junta de Control de Licores estatal tendrá un año para emitir las primeras licencias en la historia del país para que alguna de las empresas que forman parte de la industria de la mariguana medicinal, o una nueva, aplique para obtener el permiso.

Además, así como existe un límite de alcohol en sangre para poder conducir, el estado implementará un tope para la mariguana, una medida que se incluyó en la iniciativa para terminar de convencer a votantes indecisos, y que ha despertado preocupación en las personas que utilizan la droga para fines médicos.