Publicado el viernes 16 de noviembre del 2012

Causa polémica en EU versiones sobre atentado en Bengasi

Notimex

WASHINGTON — Republicanos y demócratas expusieron hoy sus diferencias sobre la información que dio la Casa Blanca para explicar el ataque al consulado estadunidense en Bengasi, luego que el ex director de la CIA, David Petreus, compareció a puertas cerradas.

El legislador Peter King, miembro del Comité de Inteligencia en la Cámara de Representantes, hizo una fuerte crítica a la información divulgada sobre el ataque al consulado el 11 de septiembre pasado en Bengasi, Libia.

Dijo que tras la comparecencia de Petreus, las primeras “directrices” que la administración del presidente Barack Obama preparó sobre lo que deberían decir en público los miembros de su gabinete fueron cambiadas, para borrar referencias a la red Al Qaeda en el ataque en Bengasi.

“Las directrices originales preparadas por la CIA fueron diferentes de las que al final se dieron a conocer, en lo que se refiere al general Petreus, su testimonio hoy fue que desde el inicio él nos dijo que fue un ataque terrorista, pero no es lo que yo recuerdo”, apuntó King.

El republicano indicó que será necesario oír la comparecencia de oficiales del Departamento de Defensa, del Departamento de Estados y de la Casa Blanca para conocer por qué se cambiaron los “talking points” originales.

Petreus “pensó que siempre dejó en claro que hubo un significativo involucramiento terrorista”, señaló el legislador republicano.

“Y eso no es lo que yo recuerdo de los que nos dijo el 14 de septiembre”, dijo King sobre el informe inicial que diera al Comité de Inteligencia el entonces director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA).

La controversia desatada por los republicanos señala que el gobierno no informó que el atentado en Bengasi fue autoría de un grupo terrorista afiliado a Al Qaeda y en un inicio indicó -a través de la embajadora ante Naciones Unidas, Susan Rice- que fue resultado de protestas por un video considerado ofensivo al Islam.

Sin embargo, los demócratas consideraron que el asunto está siendo politizado por los republicanos más allá de querer encontrar soluciones.

El senador republicano John McCain se refirió por su parte al testimonio de Petreus ante el comité de Inteligencia en el Senado como “exhaustivo”.

“Adicionó a nuestra capacidad para hacer juicios acerca de lo que claramente es una falla de inteligencia”, subrayó el republicano, quien presentó el jueves una iniciativa para la creación de un comité especial que investigue los hechos en Bengasi.

Este viernes, el Congreso dio a conocer a la prensa el contenido de la información desclasificada en las que indica que hubo protestas que condujeron al asalto al consulado.

Asimismo indican que un grupo extremista podría estar involucrado y que la información preliminar podría con seguridad cambiar.

La información de que grupos afiliados a Al Qaeda pudieran estar detrás del atentado, estaban consideradas entonces como información clasificada.

La presidenta del Comité de Inteligencia, Dianne Feinstein, defendió a Rice indicando que las directrices “desclasificadas” que la embajadora consultó se basaron en la mejor inteligencia disponible sólo días después del ataque.

“Fueron directrices desclasificadas en un estadio muy temprano, no creo que ella debería ser expuesta a la vergüenza pública por esto, hizo lo que tenía que hacer”, señaló.

Fustigó a los republicanos por sugerir que Rice no tiene capacidad para suceder en el cargo a la Secretaria de Estado, Hillary Clinton, luego que ésta anunció que no continuará en el cargo durante el segundo mandato de Obama.

“Lo que es muy claro es que la embajadora Rice usó las directrices que fueron aprobadas por todo el Comité de Inteligencia (...) así que las criticas a ella son completamente innecesarias”, señaló por su parte el senador demócrata Kent Conrad.

En ambas audiencias el ahora ex dirigente de la CIA, Petreus negó que su renuncia tuviera que ver con los hechos en Bengasi.

Las comparecencias de Petreus se llevaron a cabo en un subterráneo en el Congreso a puertas cerradas.

Feistein indicó que su comité le proporcionó la privacidad teniendo en cuenta su disposición para acudir a las audiencias y lo controversia a nivel personal por la que atraviesa.

Petreus compareció ante los comités de Inteligencia tanto de la Cámara de Representantes como del Senado, a una semana de su renuncia como director de la CIA tras admitir que sostuvo una relación extramarital con su biógrafa Paula Broadwell.