Publicado el martes 13 de noviembre del 2012

Pide Francia participar en exhumación de restos de Arafat en Ramalá

Notimex

PARÍS — Una carta rogatoria internacional fue expedida por la Corte de París para que se permita a los jueces franceses que investigan la muerte del líder palestino Yasser Arafat trabajar en Ramalá, Cisjordania, según fuentes cercanas al caso.

Los investigadores franceses tienen previsto efectuar el próximo 26 de noviembre una biopsia a los restos de Arafat, a fin de determinar las causas precisas de su fallecimiento en 2004, que se sospecha fue producido por envenenamiento con polonio.

La teoría del envenenamiento cobró crédito después de la difusión, en julio pasado, de un estudio suizo que halló altos niveles de polonio en los efectos personales del expresidente palestino facilitados por su viuda Souha Arafat.

Tras conocer los resultados de la investigación, Souha presentó ante la Fiscalía de Nanterre, suburbio parisino, una demanda por asesinato contra quien resulte responsable.

Un total de tres jueces estarán a cargo de realizar la biopsia a los restos de Arafat, cuyos trabajos de exhumación comenzaron este martes en Ramalá y se prolongarán por al menos 15 días más.

Los jueces permanecerán en Ramalá entre el 25 de noviembre y el 1 de diciembre, acompañados por oficiales de la brigada criminal y un médico legista para proceder con la exhumación y traslado del cuerpo a un instituto médico legal, reportó el sitio web francés L’Express.

Después de tomar las muestras, los análisis serán efectuados en París por Toxlab, laboratorio a cargo de examinar los elementos médicos tomados del Hospital Percy, donde murió Arafat, el 11 de noviembre de 2004, tras una larga e indeterminada enfermedad.

Los resultados deberán ser dados a conocer a principios de 2013, precisó el reporte, según el cual los jueces también pretenden recuperar la ropa del difunto para tratar de identificar a las personas que tuvieron contacto con él entre enero y octubre de 2004.

Otras dos rogatorias internacionales fueron emitidas por la justicia francesa, una para los jueces viajen a Suiza y contacten a los científicos que realizaron el análisis a las pertenencias personales de Arafat.

La otra va dirigida a Túnez, con el objetivo de interrogar Steve Faulkner, quien fuera neurólogo de Arafat y que lo acompañó hasta su muerte.