Publicado el lunes 12 de noviembre del 2012

Suspenderá banca española desahucios de viviendas por dos años

Notimex

MADRID — La Asociación Española de Banca (AEB) anunció hoy que suspenderá durante los próximos dos años los desahucios de viviendas, “en aquellos casos en que concurran circunstancias de extrema necesidad”.

En un comunicado, la patronal del sector bancario explicó que toma la medida “ante la alarma social generada por los desahucios hipotecarios, y tras diversos contactos con representantes del gobierno”, al que informó de la decisión el pasado 8 de noviembre.

La medida se toma después de que este mes dos personas se suicidaran en el momento en que les iban a embargar sus viviendas, el reciente el pasado sábado en la localidad vasca de Barakaldo, norte de España, donde una mujer de 53 años de edad se lanzó desde la ventana.

La AEB expuso que el compromiso es, “por razones humanitarias y en el marco de su política de responsabilidad social, paralizar los lanzamientos durante los dos próximos años, en aquellos casos en que concurran circunstancias de extrema necesidad”.

Aseguró que el contenido de este compromiso había sido objeto de un debate intenso y profundo de los bancos asociados a fin de contribuir a paliar la situación de desamparo de muchas personas por causa de la crisis económica.

Explicó que el pasado 8 de noviembre se reunieron directivos de la patronal con representantes del Ministerio de Economía y Competitividad para tomar esta decisión, así como con el Defensor del Pueblo (Ombudsman) y se informó de la medida al Banco de España.

“La AEB está a disposición del Gobierno, del principal partido de la oposición y del resto de formaciones políticas, para ofrecer su opinión sobre la ordenación del mercado hipotecario a fin de que el mismo pueda seguir satisfaciendo la necesidad primaria de vivienda de los ciudadanos”, agregó.

Según algunas fuentes judiciales, desde 2008 se han ejecutado 350 mil desahucios y otros 250 mil están en proceso, debido a que la crisis económica y el desempleo impiden a muchas personas pagar la hipoteca contraída con los bancos.